25 años de UCOVIN, la Celebración de los Sentidos

El pasado sábado 9 de noviembre hacedores y amantes de la vitivinicultura -una de los industrias principales del motor económico de Mendoza- se reunieron para celebrar la 25º UcoVin, evaluación anual de vinos del Valle de Uco, para conocer y destacar aquellas producciones  locales realizadas con las mejores cepas de la zona. 

Este año los anfitriones fueron los vecinos de Tunuyán, que en un amplio e imponente campo verde llamado “La Trucha Tranqui”, vieron el espacio propicio para la celebración. En el evento -en representación de los municipios organizadores- estuvieron los mandatarios, Martín Aveiro de Tunuyán y el tupungatino Gustavo Soto, por el sancarlino Jorge Difonso asistió la Presidente del HCD; además de contar con la participación de otras autoridades de la región.  

Alrededor de 900 personas, que convergieron desde distintos puntos geográficos para valorar la calidad de los vinos, compartieron una jornada de cata a ciegas; donde intervinieron la vista, percibiendo un prisma infinito de colores, tonos y matices; el olfato apreciando olores y énfasis que resaltan desde las primeras notas; y la boca para dar con el primer sabor que estalla en las papilas gustativas invitando a retener el vino para identificar los sabores, las densidades degustadas y el retrogusto que permite identificar estridencias y acentuaciones que paso a paso viajaron en su interior para saborear las diferentes elaboraciones de los enólogos y viñateros valletanos.

Nuevamente la UCOVIN mostró la calidad de los vinos valletanos

UcoVin nació en 1994 como una inquietud de técnicos de las Agencias de Extensión Rural del INTA. En sus comienzos convocaba a un número de personas más reducido, la naturaleza aunada a procesos de tecnificación han dado por resultado vinos de alta gama y de ese modo en la actualidad hay cientos de participantes.

Pasadas las 10hs. se dio inicio a UcoVin, la Banda Militar Talcahuano del Regimiento de Infantería de Montaña 11 Gral. Las Heras de Tupungato, hizo un despliegue artístico musical; más tarde se realizó la Bendición de los vinos, momento muy celebrado por todos los presentes.

Continuando con las palabras del Presidente de la Comisión Organizadora 2019, Sergio Javier Ramírez; quien expresó la satisfacción de compartir un año más de esta Evaluación, junto a diversos actores que con sostenibilidad y sacrificio hacen al vino fuente de trabajo superando adversidades socioeconómicas y climáticas.

Al discurso del Presidente Ramírez, lo precedió el Intendente Aveiro quién expresó el deseo que disfruten del evento.

Un excelente jurado calificó las muestras de vinos

Luego inició la actividad esperada por la mayoría de los asistentes que fue la presentación de los profesionales que conformaron el jurado a cargo de calificar las muestras de 15 vinos, exponiendo la metodología de degustación y comenzando la prueba de los productos -primero con los blancos y luego con los tintos- los cuales oportunamente habían sido pre seleccionados durante agosto, septiembre y octubre entre 150 vinos.

Las bodegas  que formaron parte de esta Evaluación fueron: Alfa Crux, Altos de San Carlos, Atamisque, Casa Petrini, Domaine Bousquet, Esmeralda, Estefanía, Giaquinta, La Celia, Los Helechos, Los Parrales, Massi, Meli, Mirador de Estrellas, Nono Coletto, Pocima, Portillo, Punta Negra, Raffy, Ricominciare, Sophenia, Tapiz, Yaud, Zorzal y Familia Zuccardi.

Los integrantes del jurado: Adrián Vargas, Andrea Ferreyra, Aurelio Sesto, Carlos Catania, Hugo Galiotti, Inti Rodríguez, Jorge Narzala, Lila Levinson, Liz Bordin, Lucía Vaeiretti, Pablo Ponce, Silvia Avagnina, Teresita Barrio, Agustín Capredoni- profesionales de la vitivinicultura y el periodismo- y la Reina Nacional de la Vendimia María Laura Micames, fueron encargados de dar el veredicto sobre cada muestra.

El festival del vino continuó con el rechinar constante de copas durante la degustación compartida.

En un ambiente formidable, de música, brindis, intercambios de propuestas entre productores y comerciantes, fue cerrando este evento que cada año se renueva y presenta despliegues memorables.

“Donde hay vino hay fiesta”, suele decir un dicho popular y es que tanto en el país como en estas tierras del Valle de Uco, los habitantes se identifican con este apasionante elemento, lo veneran y celebran para que permanezca en los genes nacionales.