Con el cuento del tío le robaron 4500 dólares a una anciana en San Rafael


Una mujer de edad avanzada recibió un llamado de una mujer que decía ser su hija. Era una trampa, y los delincuentes terminaron sustrayéndole una fuerte suma de dinero.

La denuncia se radicó el jueves en la Comisaría 32° de San Rafael. Y el caso es así: una abuela atendió el teléfono. Al otro lado de la línea, escuchó la voz de una mujer que decía ser su hija:

—Hola. Soy yo, mamá. Estoy en el banco. Escuchame, me acaban de avisar que van a salir de circulación algunos billetes de pesos y dólares que vos tenés. 

Aprovechándose de la angustia de la mujer, la estafadora le dijo que iba a enviar a un empleado bancario para retirar el dinero. De este modo, los delincuentes se hicieron con 4500 dólares. Cuando el hombre se fue, la señora empezó a dudar y finalmente supo que le habían robado.

Los medios locales subrayan que, en general, quienes se dedican al “cuento del tío”no viven cerca de sus víctimas. Por eso logran actuar sin que el barrio los detecte y, una vez hecho el ilícito, huyen a otra ciudad u otro departamento.

Por su parte, la Policía insiste en destacar que “ningún trámite bancario se hace a domicilio”.