Argentina en cuarentena obligatoria desde esta medianoche hasta el 31 de marzo inclusive

Luego del encuentro que mantuvo con los gobernadores, el presidente anunció una serie de medidas para evitar el contagio masivo de coronavirus. “Esta es una medida excepcional”, indicó.

“Hemos tomado la decisión de decretar un aislamiento social preventivo desde las 00 de mañana”, indicó el jefe de Estado.

“Esta es una medida excepcional”, explicó.

“En estos días tomamos medidas de todo tipo. Desde suspensión de clases y de la economía que necesita funcionando para que los argentinos avancen en sus vidas”, remarcó.

“Hicimos mucho esfuerzo para que la gente comprenda que se tenía que aislar. Suspendimos las clases, promovimos el trabajo a distancia, dictamos asuetos administrativos. Y sin embargo seguimos teniendo problemas de gente que no entiende que no se puede circular porque expone al otro”

Fernández advirtió que a partir de las “0 horas de mañana todos los argentinos deberán someterse al aislamiento social, preventivo y obligatorio” y que eso implica que a partir de ese momento “nadie se puede mover de sus casas”. En esa línea, agregó: “Esta medida la hemos tomado tratando de que los efectos de la economía sean los menos dañinos posibles”.

Además de la cuarentena, confirmó que adelantará el feriado del 2 de abril pasa al 31 de marzo, mientras que el 30 de marzo será feriado puente. “Es para que tengamos la posibilidad de quedarnos en nuestras casas”, sostuvo

El jefe de Estado considera que la clave para evitar una tragedia con el coronavirus es bajar la circulación masiva en los espacios públicos. 

La estrategia presidencial consiste en aplanar la curva de posibles contagiados o eventuales víctimas a través del contacto social. 

Fernández considera que con el distanciamiento social y el control de la circulación en los espacios públicos, la curva podría aplanarse y por eso ordena la cuarentena obligatoria.

Comercios

El presidente Alberto Fernández aclaró que durante la cuarentena las personas podrán salir para hacer lo estrictamente necesario, como proveerse de alimentos y medicamentos.

“Las personas deberán permanecer en sus casas y hogares y salir para lo necesario; van a seguir teniendo abiertos supermercados, negocios de cercanía, farmacias, pero desde la 0 hora de mañana “las fuerzas de seguridad “estarán controlando a quien circula por las calles y el que no pueda explicar se verá sometido a la sanción que prevé el Código Penal”, dijo el Presidente.