Tensión en el Gobierno ante el quiebre interno

por redaccion

Luego de la presentación de la renuncia de su Ministro del Interior “Wado de Pedro” y otros altos funcionarios, el presidente convocó al resto de […]

Luego de la presentación de la renuncia de su Ministro del Interior “Wado de Pedro” y otros altos funcionarios, el presidente convocó al resto de su gabinete al cual se habría sumado Aníbal Fernández.

Una crisis “inesperada” se presentó en el gobierno nacional tras la derrota en las elecciones legislativas primarias del domingo pasado.

Luego de la derrota electoral y ante la falta de cambios de figuras que resolvió el presidente Alberto Fernández, un importante bloque de ministros y funcionarios que responden políticamente a la vicepresidenta Cristina Kirchner pusieron a disposición del jefe del Estado sus renuncias a través de una carta formal.

Las renuncias “a disposición” de los funcionarios kirchneristas se leyeron como un contundente mensaje interno y un planteo conjunto y sorpresivo a Fernández, que se resiste al recambio de figuras en el gabinete.

Cercanos al Ministro Wado de Pedro dejaron trascender que la renuncia, puesta a disposición del presidente, es un gesto no una renuncia indeclinable.

El Presidente está ahora en la Casa Rosada y encabeza una reunión con Santiago Cafiero, su jefe de gabinete, y al menos cinco ministros que no renunciaron. Entre ellos están Martín Guzmán (Economía), Matías Kulfas (Desarrollo Productivo), Claudio Moroni (Trabajo), Juan Zabaleta (Desarrollo Social), Matías Lammens (Deportes y Turismo), Gabriel Katopodis (Obras Públicas), Cecilia Todesca (vicejefa de Gabinete) y Carla Vizzotti (Salud) y la secretaria de Legal y Técnica, Vilma Ibarra, entre otros. A ese encuentro se habría sumado Aníbal Fernández.

“Es demencial lo que están haciendo. Es una irresponsabilidad”, confió uno de los ministros que se mantiene fiel a la conducción de Alberto Fernández.

“No hay ningún ministro que pueda condicionar al Presidente”, respondieron fuentes oficiales.