Ganar para brillar: El Tomba se metió en semifinales de la Copa Argentina

por Denis Guillermo Rosales

No habrá sido precisamente su mejor producción o, al menos, desde que Diego Flores está en el banco. ¿Pero dónde está escrito que siempre hay […]

No habrá sido precisamente su mejor producción o, al menos, desde que Diego Flores está en el banco. ¿Pero dónde está escrito que siempre hay que ser una maquinita? Godoy Cruz hizo lo que debía. Sí, lo logró sobre el final y con algo de fortuna, sin ser más que Tigre. Pero lo consiguió y hoy es merecidamente uno de los mejores cuatro equipos de la presente Copa Argentina. Fue 1 a 0 ante el equipo de Primera Nacional, en el estadio Mario Alberto Kempes de Córdoba.

Más allá de que no hubo alegrías, el primer tiempo resultó bastante atractivo. Los dos equipos se mostraron muy verticales, con un interesante ida y vuelta más allá de que no abundaron las situaciones claras de gol. La intensidad que ambos imprimieron hacía sentir constantemente que algo podía pasar, destacándose tanto Protti como Magnín en el ataque del Matador como así también Badaloni y Bullaude en el Tomba.

Pero esa intensidad que tanto prometía la primera parte se transformó demasiado rápido en barullo. Los dos se diluían de tres cuartos de cancha en adelante y terminaban siendo muy intrascendentes. Para colmo, el desgaste físico que hicieron también fue haciendo su parte con el paso de los minutos.

Badaloni ya no pesó como antes y Flores lo reemplazó, al igual que a Burgoa. Martínez hizo lo propio con Céliz, pero los resultados no marcaron la diferencia. Después de la media hora, el Tomba tuvo una acción de cierto riesgo en los pies de Colmán tras una buena apilada de Ojeda. Fue justamente el ex Racing el que se paró frente a la pelota en un tiro libre peligroso y, ayudado por el desvío en la barrera, logró vencer la resistencia de Marinelli para conseguir el único tanto del partido.

Si se gana goleando, mejor. Si se gana siendo un equipo orquesta, también. Pero, como eso no puede suceder siempre y más cuando hay un mano a mano; si la cosa viene difícil y no se está en la mejor noche, simplemente hay que ganar. Godoy Cruz lo hizo. Ahora, a ir por la historia.

SÍNTESIS

Godoy Cruz: Juan Espínola; Elías López, Guillermo Ortiz, Leonel González, Damián Pérez; Nelson Acevedo, Gonzalo Ábrego; Martín Ojeda, Ezequiel Bullaude, Valentín Burgoa; Tomás Badaloni. DT: Diego Flores

Tigre: Gonzalo Marinelli; Lucas Blondel, Víctor Cabrera, Abel Luciatti, Sebastián Prieto; Lucas Menossi, Sebastián Prediger, Cristian Zabala; Milton Céliz, Pablo Magnín, Ijiel Protti. DT: Diego Martínez

Gol: ST 42′ Ojeda, de tiro libre (GC)

Cambios: ST 21′ Sebastián Lomónaco y Cristian Colmán por Burgoa y Badaloni (GC) Agustín Cardozo por Prediger (T) 27′ Tomás Fernández por Céliz (T) 33′ Francisco González Metilli y Diego Becker por Zabala y Protti (T) 39′ Ian Escobar y Alan Cantero por Bullaude y D. Pérez (GC) 47′ Bruno Leyes por Cantero (GC)

Árbitro: Andrés Merlos