Las universidades podrán evitar el distanciamiento y tener plena presencialidad

por redaccion

El Gobierno decidió eliminar el distanciamiento de 1,5 metros que era obligatorio en las aulas universitarias, por lo que las mismas adquieren a partir de […]

El Gobierno decidió eliminar el distanciamiento de 1,5 metros que era obligatorio en las aulas universitarias, por lo que las mismas adquieren a partir de ahora cierta autonomía para tomar decisiones con respecto a los cuidados y medidas sanitarias a tomar. La medida en sí también se deshace del actual protocolo, por lo que las instituciones podrán regresar a la plena presencialidad.

A través de una resolución, el ministro de Educación Jaime Perczyk derogó una norma con fecha del 8 de agosto de 2020, que impedía la vuelta a la normalidad en las universidades. A partir de la nueva resolución, las instituciones ya no necesitan recibir el aval de Nación para avanzar en mayor presencialidad, aunque todavía necesitan articular con el ministerio de Salud provincial.

En general, era una determinación que las universidades estaban esperando y que lógicamente ven con buenos con ojos. Con la situación sanitaria bastante aliviada, resultaba lógico pensar que podía flexibilizarse el marco nacional y permitir que cada provincia pueda regir al respecto.

Si bien las universidades avanzaron en el último tiempo, son por amplio margen el nivel educativo más rezagado en la reapertura. En la mayoría de los casos, tan solo la presencialidad está habilitada para las materias prácticas, que requieren la manipulación de objetos o la presencia en laboratorios. Casi todas las materias teóricas se siguen dando a distancia.